Delfincar

Whatsapp +34 663 321 247 | Teléfono +34 965 814 816 | Horario: Lunes a Viernes de 08:30 a 13:30 y de 15:30 a 19:00 horas

Espejos retrovisores seminuevos para el coche

comprar espejos retrovisore seminuevos para el coche

Los retrovisores de un coche son elementos imprescindibles para ver los demás vehículos en la carretera y tomar las decisiones oportunas. Durante la conducción tanto en vía urbana como en carretera, no estamos solos. A menudo, debemos adelantar, cambiar de sentido o realizar algún tipo de maniobra. Por lo tanto, antes de efectuarla, debemos estar muy seguros de que lo vamos a hacer con total precaución. No obstante, existen determinadas ocasiones que es inevitables sufrir un siniestro. En esos casos, los retrovisores son los que peor parados suelen terminar. El dilema es, ¿compro un recambio nuevo o de segunda mano? En esta nueva publicación, te enseñamos las ventajas de comprar espejos retrovisores seminuevos para el coche.

espejos retrovisores seminuevos para el coche

Espejos retrovisores; recambios imprescindibles

Conducir sin esta parte del coche dificultaría gravemente nuestra forma de conducir. Aunque legalmente, el único retrovisor obligatorio es el izquierdo, no está de más utilizar el derecho o el correspondiente al copiloto.

Además, estos espejos deben emitir una imagen nítida y clara. Por supuesto deben estar homologados y cumplir con la normativa actual. Consulta nuestro stock en recambios de retrovisores.

¿Por qué retrovisores seminuevos para el coche?

Si todavía no conoces las ventajas que tiene el comprar recambios de segunda mano para tu vehículo, es hora de que empieces a ser consciente. Adquirir una pieza seminueva conlleva muchos beneficios más allá de lo económico. Te mostramos rápidamente, por qué en caso de sustitución, deberías comprar un espejo retrovisor de segunda mano.

Paga entre un 50% y un 70% menos. ¿Qué quiere decir esto? Significa que vas a utilizar una pieza con las mismas características a un precio realmente menor. Cualquier producto, por el hecho de estar estrenado pierde valor, aunque su funcionalidad sea igual a la de otro sin estrenar. En el caso del recambio usado, ocurre lo mismo.

Compra hoy, recibe mañana. Afortunadamente, el sector del desguace se ha modernizado y ya se puede comprar por internet. Además, contamos con una gran logística de transporte que te llevará tu retrovisor en casa en un día aproximadamente.

Siempre utilizamos material original. Puedes tener la seguridad de que, todos los recambios que ponemos a la venta no son falsificaciones o procedentes de marcas blancas.

Emitimos un certificado de garantía. Todos los recambios que ponemos en venta han sido extraídos de automóviles con baja definitiva. Esto significa que nuestros técnicos han despiezado el vehículo poco a poco. Durante este proceso, se realizan las comprobaciones oportunas para decidir si un retrovisor está en condiciones de reutilizarse.

Reutilizar es reciclar. Otra forma de contribuir al entorno es el reciclaje. Y no solo de productos cotidianos del día a día, también en el sector del automóvil. Debes saber que comprar un recambio implica utilizar esa pieza durante toda su vida útil.

¿Eres particular? Si no dispones de conocimientos de un profesional, nuestros técnicos del departamento de atención al cliente te ayudarán a buscar tu recambio. Solamente debes indicar, marca, modelo y tipo de retrovisor. Nosotros te asesoraremos y lo buscaremos por ti.

¿Eres profesional? Encuentra el retrovisor ayudándote del buscador online(enlace buscador) y comprueba stock.

Encuentra el retrovisor seminuevo en nuestra tienda Online

Pautas para instalar un retrovisor

Sustituir un retrovisor no es una tarea excesivamente complicada. Ahora bien, desde nuestra experiencia y saber hacer, te recomendamos acudir a un taller para estar completamente seguros en todo momento. Te indicamos a grande rasgos, los pasos que debes seguir para su instalación:

  1. Utiliza las herramientas adecuadas. Primero, retira la cubierta del retrovisor y observa el tipo de tuercas que lo sustentan.
  2. Desinstala el retrovisor averiado. Para ello, retíralo primero del sistema eléctrico y después desatornilla para quitarlo.
  3. Limpia la superficie. Para ello, utiliza un paño seco y elimina el polvo y restos de suciedad.
  4. Coloca el retrovisor de sustitución. Colócalo en la misma posición que el anterior conectándolo con el sistema eléctrico.
Español
Envia un mensaje