Delfincar

Teléfono y Whatsapp+34 965 814 857 | Horario: Lunes a Viernes de 08:30 a 13:30 - 15:30 a 19:00 horas
Calefacción coche

Consejos para el cuidado de la calefacción del coche

Hoy vamos a darte unos consejos para el cuidado de la calefacción del coche este invierno. Las piezas del sistema de climatización de nuestro automóvil nos proporcionan algo más que confort. También apoyan la seguridad en la conducción, al generar la temperatura y condiciones de humedad idóneas para evitar la fatiga y ventilar correctamente el coche. Hoy vamos a darte unos consejos para el cuidado de la calefacción del coche este invierno.

El motor emite una gran cantidad de calor al funcionar, que debe emitirse al exterior. Si encendemos la calefacción, aprovecharemos ese aire caliente para calentar el interior del habitáculo, filtrándolo previamente.
Eso en coches de motor de combustión, claro, porque en los eléctricos simplemente hacemos funcionar unas resistencias, como si de una estufa de casa se tratara.

Lo primero es no encender la calefacción hasta que el motor está ya caliente. Ya que, como acabamos de ver, no serviría de nada. Así evitamos el desgaste inútil del sistema.

Si diriges al aire hacia los pies, te calentarás mejor, ya que el aire caliente asciende. Apunta bien los direccionadores.

Irónicamente, uno de los principales motivos de que no funcione la calefacción es la falta de líquido refrigerante, necesario para el funcionamiento del sistema. Revisa sus niveles según las recomendaciones del fabricante, y comprueba que no tenga fugas. ¡Nunca mezcles dos líquidos distintos!

Muchas veces las manguetas se obstruyen por falta de uso. Para evitar que ocurra, enciende la calefacción  unos minutos cada par de meses, incluso en verano. Si no hace frío hazlo con las ventanas abiertas, o una vez llegues a destino, mientras descargas el coche. Así no se estropeará el sistema debido a la inactividad.

Un mal funcionamiento de la bomba o los manguitos de agua, las electroválvulas o el termostato también pueden ser la causa de que el sistema no caliente. Y, por supuesto, un motor que no funcione (y por tanto no caliente) correctamente.

Uno de los consejos más importantes para el cuidado de la calefacción del coche es que el filtro de aire está limpio, para que deje pasar el aire caliente, y además lo haga sin humedad ni bacterias (si detectas un olor raro, cámbialo cuanto antes).

Español
Envia un mensaje