Delfincar

Whatsapp +34 663 321 247 | Teléfono +34 965 814 816 | Horario: Lunes a Viernes de 08:30 a 13:30 y de 15:30 a 19:00 horas

Cómo saber si necesitas cambiar los neumáticos

Los neumáticos son una pieza clave dentro de la conducción, y de la seguridad del coche. Detectar cualquier problema con ellos y solucionarlo puede evitarnos un susto, e incluso otras averías dentro de la mecánica del coche. O, al revés, un desgaste inusual de los neumáticos puede avisarnos de que hay otro problema mayor.

Por ejemplo, una mala amortiguación puede reducir la vida del neumático a la mitad, ya que será este el que más sufra el peso del coche.
Una mala alineación también puede deformar los neumáticos. Si se gastan más en la zona central, puede que la alineación esté demasiado abierta. Si se desgasta por los lados, puede ser una señal de que la alineación está muy cerrada.

Esto siempre y cuando la presión de los neumáticos sea la correcta, ya que una presión excesiva o insuficiente causa las mismas deformaciones, respectivamente.
Y es que una presión inadecuada es el motivo por el que los neumáticos suelen sufrir más. A eso debemos añadir frenazos, golpes con los bordillos al aparcar, maniobrar en exceso con el coche parado al aparcar…

El mal estado de los neumáticos, como hemos dicho, también afecta al coche. Demasiada presión puede hacer que los amortiguadores aguanten más presión de la esperada, y sufran un mayor trabajo. También el coche vibrará más, pudiendo desajustar varias piezas del motor, la dirección…
En coches sin ABS, un frenazo puede dejar una parte del neumático más plana, afectando a suspensión, rodamientos, juntas, dirección, llantas…

¿Cómo sabemos si debemos cambiar los neumáticos?

Un neumático suele durar alrededor de 5 años en el coche, 10 desde su fabricación o 10-50 mil kilómetros (según la calidad del mismo). Son cifras a tener en cuenta para asegurarnos de cambiar el neumático antes de que pueda darnos un susto.
Además, debemos observarlos regularmente, comprobando que no se está deformando, mantiene la presión óptima, y el dibujo se está gastando de una forma uniforme, y mantiene el grosor mínimo legal.

La vibración al volante es otra señal habitual de que los neumáticos podrían no estar bien. Por supuesto, cualquier pinchazo provoca que sea recomendable realizar un cambio. Los parches son medidas temporales, que no deberíamos mantener durante más tiempo del necesario.


Recuerda que en Delfincar contamos con una tienda de neumáticos en la que cambiar los de tu automóvil.

Español
Envia un mensaje